Marketing de Guerrilla

De la guerrilla a la guerra: cuando una acción de marketing sale mal

La compañía francesa Mailorama organizó una acción de marketing de guerrilla el 14 de noviembre pasado, al estilo de lo que exitosamente hizo Easy Jet meses atrás en la misma ciudad.

Como esta empresa se dedica a dar dinero a los usuarios para que lean correos electrónicos (es decir, compra tráfico web) no tuvieron mejor idea que replicar esta mecánica en las calles y entregar sobres con dinero en efectivo con montos que iban entre los 5 y los 500 Euros. La convocatoria fue realmente multitudinaria: más de 5.000 personas esperaron en las inmediaciones de la Torre Eiffel que apareciera el dinero.

Pero no saber organizar este tipo de acciones, o subestimar lo que significa la promesa “regalar dinero”, puede lograr un efecto boomerang. Como muchas veces decimos los profesionales de la comunicación: “Es bueno aparecer en el diario, pero siempre en la sección que uno pretende”.
Así, Mailorama logró amplias repercusiones, pero en las secciones de policiales de todos los medios franceses. La gente desbordó el operativo de seguridad, y la acción debió suspenderse: policiías corriendo a civiles, autos volcados, pedradas y peleas callejeras fueron las imágenes que Mailorama logró asociar a su marca.
¿Querían lograr un guerrilla urbana? Sin dudas, lo lograron. En estos videos, podemos ver los alcances de la fallida acción.

Fuente de De la guerrilla a la guerra: cuando una acción de marketing sale mal

Join the discussion One Comment